Bogotanos se concentran en el Andino para rechazar atentado terrorista del sábado

La Clínica del Country, que atendió a varios de los heridos, identificó a las otras fallecidas como Ana María Gutiérrez, de 27 años, y Lady Paola Jaimes, de 31, a la vez que informó de que Nathalie Nadine Veronique Levrand, de 48 años, también de nacionalidad francesa, está entre los heridos.

El atentado se cobró la vida de la francesa Julie Huynh, de 23 años, quien desde hace seis meses trabajaba como voluntaria dando clases en un colegio público de un barrio pobre de la capital colombiana.

Técnicos en explosivos acudieron al lugar para establecer las causas de la detonación.

"Los que quieren aguar la fiesta de la paz no van a tener éxito, y si esto es una manifestación en ese sentido tengan la absoluta seguridad que a esos enemigos de la paz los vamos a perseguir sin tregua ni cuartel", advirtió Santos.

La policía, asimismo, asignó una unidad especial que investiga el caso. Las inmediaciones del edificio están acordonadas y en el sitio hay bomberos y ambulancias.

"El equipo investigador tiene tres hipótesis concretas y no las voy a mencionar para no dañar la investigación", dijo el jefe de Estado al término de un consejo de seguridad en el que se tomó además la decisión de ofrecer una recompensa de 100 millones de pesos (unos 33.600 dólares) por información sobre los responsables. En tanto, entre los nueve heridos se reportó a otra ciudadana francesa y a una mujer en "estado crítico de máxima gravedad".

Medios locales indican que se trata de la madre de Huynh, una de las víctimas mortales.

"Los empleados de la compañía Cine Colombia nos dijeron que había una situación de emergencia y que debíamos evacuar. Nos llevaron por una escalera trasera y no sabíamos qué estaba pasando porque no notamos humo ni gas", continuó.

Sobre los posibles autores del ataque, el presidente afirmó que todavía "no hay indicios claros sobre quién pudo haber sido el responsable", pero advirtió que "caerán" y que su Gobierno no permitirá "este tipo de ataques cobardes".

En ese momento hicieron eos atentados en respuesta a la reciente muerte durante una operación policial de alias Pablito, un importante capo de ese grupo, ataques que hacen parte del plan pistola que consiste en matar Policías en en territorio nacional. Pedimos seriedad a quienes hacen acusaciones infundadas y temerarias; hay quienes pretenden así hacer trizas el proceso de paz'. "La respuesta a este tipo de ataque es la normalidad", enfatizó.

El Ejecutivo se encuentra inmerso también en un complicado proceso de negociación con el Ejército de Liberación Nacional (ELN), que el pasado febrero atentó en el centro de Bogotá con una bomba de dos kilos con metralla que dejó un muerto y decenas de heridos.

  • Monte Muniz