Chile debutó con un triunfo y polémica ante Camerún

La tecnología ya había armado polémica al cierre de la primera mitad tras anular el tanto de Vargas por fuera de juego, aunque el jugador parecía habilitado por un zaguero camerunés.

Este encuentro puede resultar clave para definir al líder del grupo, ya que tanto los dirigidos por Joachim Löw como los de Juan Antonio Pizzi llegan como punteros luego de ganar en sus respectivos estrenos.

Apenas en el minuto 16, el ataque del once africano superó la zaga andina para anotar pero le fue anulada la jugada por una falta de Vincent Aboubakar sobre Arturo Vidal, que propició los reclamos de los cameruneses. Chile siguió con el control del balón y Camerún generó un poco más.

El defensor Héctor Moreno, de cabeza, a los 46 minutos del segundo tiempo determinó empate definitivo para el representante de la Concacaf, que previamente había igualado el encuentro a través del delantero Javier Hernández. Así, el entrenador de La Roja decidió echar toda la carne al asador y lanzó al campo a Alexis Sánchez, ausente del once inicial.

La aparición del "niño maravilla" ayudó a Chile a aliviar la presión que ejercía Camerún, liderado por Christian Bassogog, poseedor de una zurda endiablada.

Chile sufrió más de lo esperado en su debut en la Copa Confederaciones, pero pudo superar a Camerún gracias a los goles de Arturo Vidal y Eduardo Vargas cerca del final del partido.

En su primera participación en una Copa Confederaciones, el cuadro andino buscó realizar un buen papel, pero enfrente se topó con un adversario dispuesto a dar un paso importante en el torneo y le cerró los espacios al once andino.

Luego, 10 minutos más tarde Sánchez penetró en el área y tras una serie de rebotes el felino Vargas empujó la pelota para el 2-0, anotación que fue revisada un par de minutos por la asistencia arbitral antes de darse por bueno.

Incidencias: Partido correspondiente al Grupo B de la Copa Confederaciones disputado en el estadio Spartak Moscú ante unos 33.492 espectadores (dos tercios de entrada).

  • Ricardo Clara