Cuba responde a Estados Unidos por bloqueo: "Jamás negociaremos bajo presión"

"Nuevamente el Gobierno de los Estados Unidos recurre a métodos coercitivos del pasado, al adoptar medidas de recrudecimiento del bloqueo, en vigor desde febrero de 1962, que no solo provoca daños y privaciones al pueblo cubano", dijo el comunicado.

Además, Trump dijo que para su país es mejor tener libertad en Cuba y Venezuela y acusó a la isla de incentivar el "caos" en el país petrolero.

"Cualquier estrategia dirigida a cambiar el sistema político, económico y social en Cuba, ya sea la que pretenda lograrlo a través de presiones e imposiciones, o empleando métodos más sutiles, estará condenada al fracaso", dice la declaración.

- El gobierno de Donald Trump apoyará mantener el embargo económico a Cuba, que Barack Obama había solicitado levantar al Congreso.

El mandatario limitará sustancialmente los viajes a Cuba de los estadunidenses, que en los últimos tiempos han podido hacer turismo encubierto gracias a las flexibilizaciones de Obama, y prohibirá a las empresas de su país hacer transacciones con compañías cubanas controladas por las fuerzas armadas y los servicios secretos, según explicó la Casa Blanca.

"16 de junio de 2017, 21:51Caracas, 16 jun (PL) El presidente venezolano, Nicolás Maduro, calificó hoy de lamentables los pronunciamientos del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, contra los pueblos de Cuba, Venezuela y América Latina".

"Las amenazas proferidas por el Presidente de los Estados Unidos alimentan el espíritu antiimperialista del valeroso pueblo cubano (.) Frente a las agresiones y amenazas contra nuestra querida Cuba llamamos a la unidad y lucha de los pueblos de la Patria Grande!"

Las embajadas en La Habana y Washington permanecerán abiertas.

Mientras para Raúl Martínez, vocero de la Coordinadora Salvadoreña de Solidaridad con Cuba, las nuevas medidas proclamadas por Trump en Miami siguen el 'guión trasnochado de la guerra fría, de una política del chantaje y la matonería internacional'. "Hoy anuncio una nueva política como prometí en la campaña". "Doy por cancelado el acuerdo de Obama", gritó Trump entre aplausos enardecidos del anticastrismo de Miami.

"Las medidas anunciadas imponen trabas adicionales a las muy restringidas oportunidades que el sector empresarial estadounidense tenía para comerciar e invertir en Cuba". "Para ser una voz contra la represión" que ha sufrido el pueblo cubano por casi seis décadas, aseguró Trump, durante su presentación en el teatro, en un mensaje que dio en la yema del gusto a opositores y congresistas cubano-estadounidenses presentes en el acto, como Mario Díaz-Balart. Tampoco se cortará el envío de remesas a Cuba.

"No seguiremos callados ante la opresión comunista", dijo Trump a una animada multitud en el barrio cubano-americano Pequeña Habana en Miami, que incluía al senador republicano Marco Rubio, quien ayudó a elaborar las nuevas restricciones y habló un momento en español antes del discurso de Trump.

"El régimen de (Fidel, ndr) Castro fue un régimen brutal", afirmó y también advirtió que "el objetivo que queremos conseguir lo más pronto posible es una Cuba libre".

Varios analistas consultados consideran que el peligro de los cambios de Trump es que permitirán al gobierno de Raúl Castro volver a construir un enemigo que le sirva de excusa para sus políticas más duras.

  • Leon Brazil