Obama sabía que Putin quería interferir en las elecciones

Sin embargo, no fue sino hasta octubre que el gobierno estadounidense acusó a Rusia formalmente de hackear las redes computacionales del Partido Demócrata y señaló que Moscú estaba intentando interferir con las elecciones.

Ahora, a casi seis meses de la nueva administración de Donald Trump, el diario estadounidense The Washington Post, publicó hoy una investigación en la que revela que Obama fue alertado por la CIA, desde agosto de 2016, sobre los movimientos ilícitos que funcionarios rusos planearon para ir en contra de la candidata Hillary Clinton.

Las sospechas ya pesaban contra Rusia en julio del 2016, cuando mensajes robados del Partido Demócrata fueron difundidos por WikiLeaks en la víspera de la convención demócrata.

En agosto de 2016, según el periódico, Obama puso a la Casa Blanca en pie de guerra en el mayor secreto y ordenó a sus servicios de inteligencia obtener la máxima información posible y hacer una lista de represalias, desde sanciones económicas hasta ataques cibernéticos.

"La administración de Obama estudiaba en secreto opciones para disuadir o castigar a Rusia, incluyendo ataques cibernéticos contra la infraestructura de Rusia, la publicación de materiales recogidos por la CIA que podrían avergonzar a (el presidente ruso Vládimir) Putin y sanciones que, según las autoridades, podrían dejar 'cráteres' en la economía rusa", sigue el medio.

Según el dieron hasta ahora no hay indicación alguna de que esa orden de Obama haya sido cancelada por Donald Trump.

Ante estos eventos, Obama comenzó a tomar una serie de medidas.

Las sanciones llegaron a finales de diciembre cuando Obama pidió la expulsión de 35 espías rusos, sanciones económicas y el cierre de dos sedes diplomáticas de ese país en Estados Unidos. Y en enero desclasificó un informe de 25 páginas, de la CIA, el FBI y la NSA que acusaba por primera vez directamente a "Putin y al gobierno ruso" de "ayudar a que Trump fuera elegido al desacreditar a Clinton y compararla públicamente de manera desfavorable con él".

Según el diario, el expresidente también le hizo una advertencia personal a Putin durante una cumbre en China en septiembre.

"En términos políticos, la interferencia rusa fue el crimen del siglo, una desestabilización sin precedentes y un bastante exitoso y desestabilizante ataque a la democracia estadounidense", dijo el Post.

  • Leon Brazil