Se eleva a 30 la cifra de muertos

"Tristemente, en este momento hay 58 personas que se nos dijo estaban en la Torre Grenfell esa noche y están desparecidas. Realmente espero que no, pero podría elevarse", mencionó.

Expertos en ingeniería han conjeturado que los paneles aislantes externos instalados en la torre Grenfell de 24 pisos permitieron que las llamas se propagaran rápidamente de un piso a otro.

Se cree que en el edificio vivían alrededor de 500 personas.

El gobierno se comprometió a realizar una investigación pública completa, pero esto no calmó la sensación de frustración por la falta de información sobre el incidente.

Además, los expertos cuestionan si la causa de que las llamas se propagaran con tanta velocidad pudo haber sido el revestimiento del inmueble, colocado en 2015, pues contenía polietileno.

Algunos manifestantes lograron entrar al edificio donde exigieron hablar con funcionarios.

La primera ministra, Theresa May, dijo que se enviaría más ayuda al lugar para ayudar a los sobrevivientes a asimilar el suceso y encontrar alojamiento alternativo tras la destrucción de la Grenfell Tower. La dirigente, que fue abucheada durante una visita a la comunidad el viernes, tiene una menor autoridad tras un revés electoral que dejó a su Partido Conservador sin mayoría parlamentaria.

La reina ya elogió ayer en un comunicado difundido por el palacio de Buckingham, su residencia oficial, la "valentía" de los bomberos y la "increíble generosidad" de los vecinos. Jason García, primo de la menor, y quien también reside en la capital británica, explicó que están buscándola incansablemente a la menor en los centros hospitalarios de la ciudad, pues las versiones de testigos apuntan a que estaría en alguno de ellos. Tienen suficiente comida y agua, pero carecen de privacidad o camas adecuadas.

Más de 100 personas tomaron por asalto hoy el ayuntamiento del barrio de Kensington y Chelsea con una lista de demandas en la mano tras el devastador incendio ocurrido en un edificio de departamentos de Londres. Sostienen que sus quejas fueron ignoradas.

  • Gilberto Valderrama