COE: Más de 24 mil personas desplazadas; disminuyen provincias en alerta roja

El ciclón causó en la República Dominicana durante la jornada de este jueves lluvias intensas tanto en Santiago, la segunda ciudad en importancia del país, donde se han registrado algunas inundaciones, así como en las turísticas Puerto Plata, Samaná y Punta Cana. También varias comunidades se encuentran sin energía, debido a la caída del tendido eléctrico.

Mientras, en República Dominicana el país ha vuelto a la normalidad y el Centro de Operaciones de Emergencias (COE) levantó la alerta verde que mantenía en la provincia de Montecristi (noroeste), la única que aún estaba bajo aviso.

El "extremadamente peligroso" Irma, que hasta el momento no ha causado víctimas en República Dominicana y sus efectos han sido menores a los previstos, se mueve cerca de las islas Turcos y Caicos en su camino al archipiélago de Bahamas, con poderosos vientos máximos sostenidos de 280 kilómetros por hora.

Asimismo se informó que no hay pérdidas de vidas humanas.

El Gobierno dominicano, declarado en sesión permanente, activó un plan para albergar hasta 900,000 personas y puso en marcha los protocolos de seguridad y prevención en los complejos hoteleros, la mayoría situados en Punta Cana, Puerto Plata, Samaná y Santo Domingo.

Varias aerolíneas han reprogramado sus vuelos en la República Dominicana para trasladar a los turistas ante el paso por el país de Irma, mientras que alrededor de cien vuelos han sido cancelados desde y hacia varios de los aeropuertos internacionales del país, los cuales, sin embargo, continúan operando.

El gobierno del presidente Danilo Medina dispuso el cese de actividades laborales para el jueves y suspendió clases en todas las escuelas y colegios del país por el resto de la semana.

En las próximas horas, el ojo del huracán se situará sobre el norte de Haití, que también permanece en alerta roja y donde se espera con temor dada la vulnerabilidad del país, que sufrió el año pasado los efectos del paso del huracán Matthew, que dejó al menos 573 muertos, miles de afectados y cuantiosos daños.

El Coe dijo que tomó la medida de acuerdo al último boletín de la Oficina Nacional de Meteorología (Onamet), el cual establece que territorio nacional se mantendrán avisos y alertas por posibles crecidas de ríos, arroyos y cañadas que se están generando sobre el territorio nacional por todas las lluvias que están acaeciendo.

En Haití, los departamentos Norte, Noreste, Noroeste, Artibonite y Centro están bajo la amenaza de Irma, que dejará abundantes lluvias en Cabo Haitiano (norte).

"Estamos movilizados y hay recursos disponibles para responder a las urgencias", señaló.

El Programa Mundial de Alimentos (PMA) informó de que está distribuyendo alimentos, agua y colchones, según un vídeo de este organismo de Naciones Unidas.

  • Gilberto Valderrama