Ordenan detener a Cristóbal López ya Fabián de Sousa

El juez federal Julián Ercolini solicitó la detención de los empresarios Cristibal López y Fabián De Sousa en el marco de la causa en la que se investiga la evasión del impuesto al combustible por $8 mil millones, a través de la empresa OIL.

Fabián De Souza fue detenido en su departamento de Juana Manso al 1100, en Puerto Madero.

Ante tales acusaciones, el juez Ercolini indagó a los 21 imputados, entre ellos López, De Sousa, Echegaray y Ángel Toninelli, entre los principales y ordenó un inhibición general de bienes sobre todas las sociedades que integran el Grupo Indalo. Un informe de la AFIP acaba de revivir ese expediente, donde la defensa de Echegaray alega que ya fue sobreseído por un hecho similar.

También fue procesado Ricardo Echegaray, el exjefe de la AFIP durante el kirchnerismo. Esos fondos, se sospecha, fueron usados para capitalizar sociedades de Indalo. A la fecha, según la actual gestión del ente fiscal, la deuda de López asciende a más de 10.000 millones de pesos, contabilizando intereses y punitorios.

Según reconstruyó el periodista Hugo Alconada Mon con la ayuda de contadores, tributaristas y auditores que contribuyeron a la investigación, los ejes centrales de la operatoria que montaron López y De Sousa se reducen a unos pocos pasos.

El fallo, además, señala que la AFIP no había recibido documentación que respaldara "la situación de crisis económica y financiera alegada" y tampoco hay evidencias de que se le haya "requerido información complementaria" o efectuado inspecciones o "alguna otra medida tendiente a comprobar fehacientemente las dificultades exteriorizadas por las contribuyentes". Y Ricardo Echegaray "convalidó estos trámites" cuando "no correspondía".

Los empresarios son investigados por no pagar 8.000 millones del Impuesto a la Transferencia de los Combustibles (ITC), que les retenían por el expendio de combustible de su petrolera Oil Combustibles.

  • Leon Brazil