Chile desplegará 18 mil policías por visita del Papa Francisco

"Diez mil millones por el papa y los pobres nos morimos en las poblaciones", señalaba en tanto un escrito en la muralla del santuario 'Cristo Pobre", donde la policía pudo neutralizar un bidón aparentemente lleno de combustible dejado en el lugar por sujetos no identificados.

Funcionarios del Grupo de Operaciones Policiales Especiales (GOPE) trabajan en el municipio suroeste de Estación Central, alertados del hallazgo de un nuevo artefacto explosivo en una parroquia.

El papa Francisco llegará a Chile el próximo 15 de enero y permanecerá hasta el 18 para la alegría de muchos de sus fieles. Un segundo ataque incendiario afectó a la iglesia católica Emmanuel del barrio de Recoleta, en el norte capitalino, mientras otro artefacto explosivo-incendiario dañó instalaciones de la parroquia Cristo Vencedor, ubicada en Peñalolén, en el este de Santiago.

Según la Fiscalía Metropolitana Sur, la responsabilidad recaería en el denominado Movimiento Juvenil Lautaro, que estaría detrás de ataques similares a sedes políticas en noviembre y diciembre, en el marco de las elecciones presidenciales recién celebradas.

El Arzobispado de Santiago se declaró dolido "profundamente por estos hechos, que contradicen el espíritu de paz que anima la visita del Papa".

Por su parte, el presidente electo, Sebastián Piñera, condenó a través de Twitter los atentados y afirmó que "el odio y la intolerancia no pueden primar por sobre el respeto y el Estado de derecho".

En la escala del 1 al 10, el líder del Estado Vaticano, alcanzó solamente un 5,3 de valoración bajo países como Uruguay, República Dominicana, Honduras y Guatemala.

De igual manera, el audiovisual muestra cifras del Latinobarómetro 2017, que arrojó que la confianza que Chile le tiene a la iglesia Católica es de 35%, es decir es la región con menos confianza. El promedio regional es de 65%.

Iquique es el último destino del Papa Francisco en Chile y contempla una masiva misa en el Complejo Deportivo Playa Lobito.

Gómez se hizo presente en las afueras de la Basílica de San Pedro con una bandera de la organización y un cartel con el siguiente mensaje: "Papa Francisco, persona non grata".

  • Montenegro Chinchilla