La inflación de EEUU aumentó 0,5% en enero, más de lo previsto

En términos mensuales, el crecimiento ha sido del 0.5%

.

El mercado estima que la Reserva Federal podría subir las tasas de interés, que actualmente se ubican en un rango de entre 1,25% y 1,5%, en 25 puntos en su reunión de marzo, para dejarlas en un rango de 1,5%-1,75%.

Sin tener en cuenta los precios de los alimentos y la energía, que son los más volátiles, el IPC subyacente registró en enero un alza del 0,3 %, y el dato interanual quedó en el 1,8%, igual que en el informe previo.

El encuentro del próximo mes será el primero en ser encabezado por el nuevo presidente de la Fed, Jerome Powell. Este dato iguala el de diciembre, como ha sucedido con el nivel general.

La subida de los precios del petróleo respecto al mes de enero de 2017 ha sido uno de los principales factores que ha impulsado la inflación general. El índice que calcula los precios energéticos ha subido un 3%, según datos de la Oficina de Empleo de Estados Unidos.

Por otro lado, el índice que calcula los precios de los alimentos se situó en el 0,2% en enero, mientras que los alimentos importados han sufrido un alza del 0,4%.

Este incremento de la inflación ha dañado el dato de ingresos reales de los trabajadores, que han caído un 0.8% mensual, frente al -0.3% que habían previsto los expertos.

Sin embargo, el salario real por hora trabajada en términos interanual (de enero de 2017 a enero 2018) se ha incrementado un 0,8%.

A eso se debe agregar que las ventas minoristas allí registraron en enero su mayor declive en casi un año al retroceder 0,3% según datos del Departamento del Comercio, cuando se esperaba que crezcan 0,2%.

El dólar ha reaccionado con fuertes subidas a este dato.

La inflación acumula dos meses consecutivos sobrepasando el objetivo del 2% marcado por la Reserva Federal.

  • Monte Muniz