Periodistas fueron asesinados en Colombia y sus cuerpos siguen ahí — Ministro ecuatoriano

Asimismo, recordó que los gobiernos de Ecuador y Colombia han ofrecido una recompensa de 230.000 dólares por información que permita la captura de alias "Guacho", disidente de las FARC.

El equipo conformado por Javier Ortega (32 años), el fotógrafo Paúl Rivas (45) y el conductor Efraín Segarra (60) se encontraba haciendo un reportaje sobre la inusitada violencia que enfrenta Ecuador, cuando cayó en manos del grupo Oliver Sinisterra que dirige Walter Artízala, alias Guacho.

El ministro ecuatoriano del Interior, César Navas, dijo que igualmente se coordina con las autoridades colombianas y organismos internacionales el rescate de los cuerpos de los periodistas asesinados, pero reconoció que "no se conoce con exactitud donde están los cuerpos".

El asesinato de los tres fue confirmado el pasado viernes por el gobierno ecuatoriano.

"También se refirió a Ruvén J.al que se refirió como miembro activo de "Los Guachos" y de quien "se ha determinado un vínculo directo, familiar de 'Guacho".

Según Navas, los detenidos fueron trasladados a diversas cárceles del país.

En tanto, el comandante general de la Policía Nacional de Ecuador, Ramiro Mantilla, dijo que las operaciones militares y policiales reanudadas el viernes "han afectado gravemente a la estructura que tenía 'Guacho'", sobre todo en las comunidades de Mataje y San Lorenzo en Esmerladas.

El FOPE, una organización ecuatoriana sin fines de lucro que nació en 2012, señaló que con esta campaña se reafirmará el compromiso de un periodismo "libre y de calidad". Precisó que los detenidos apoyaban en logística "para el tráfico de precursores químicos a Colombia para el procesamiento de cocaína" y facilitaban "la salida de la droga desde la frontera colombiana por nuestro país", además de encargarse de colocar explosivos.

La declaración atizó aún más las contradicciones entre los dos países desde que se produjo el secuestro el pasado 26 de marzo.

Estos ataques, que el gobierno tilda de "criminales", se atribuyen a la delincuencia organizada transnacional ligada al narcotráfico, que opera en la selvática frontera común de 700 kilómetros.

  • Leon Brazil