No hay trabajo para festejar el día de la Santa Cruz: albañiles

Taquiza, carne asada, barbacoa y una gran variedad de especialidades mexicanas aderezadas con picantes salsas y gélidas bebidas, sin faltar la bendición de un párroco es parte infaltable del día de los albañiles que celebran en sus respectivas obras adornadas con una cruz madera con flores engarzadas.

En los templos se hace alusión a la tradición, a la festividad, en si la celebridad esta dirigida a la Cruz que se recuerda incluso en el primer día de la cuaresma, en que se coloca la ceniza y una cruz, sin embargo en la sociedad, cobra una relevancia que esta presente porque a cruz tiene un significado especial para quienes se dedican a la ruda tarea de construcción o edificación.

Algunos pueblos prehispánicos hacían ceremonias y sacrificios para pedir buenas cosechas en el año, y tras la evangelización, esta costumbre agrícola se mezcló con las creencias cristianas y se empezó a rogar a la Santa Cruz por los beneficios.

A partir del siglo XX la construcción tiene un impulso importante tanto en ciudades como en zonas rurales y muchos de los agricultores se convirtieron en trabajadores de la construcción.

Comentó que esta cruz, cuando se trata de obras grandes, se coloca en el lugar y ahí se deja para el festejo del siguiente año, aunque de igual forma cuando son construcciones pequeñas, también se deja durante todo el tiempo que dure la obra: "Hay casos donde se queda ya para siempre, aunque ya hayamos terminado nuestro trabajo", explicó. Por la tarde, el propietario del predio o el contratista, les ofrece una comida a sus albañiles.

Y es que desde el día lunes, las autoridades creyentes iniciaron con los festejos en honor a la Santa Cruz, patrona de los albañiles, donde se realizó la tradicional enrama el día 2 de mayo en la iglesia de la comunidad de la Santa Cruz, donde se espera recibir a cientos de católicos de Jalpa de Méndez, así como de Nacajuca.

  • Leon Brazil