Así respondió Facebook sobre acusaciones de acceso a datos personales - Tecnología

Facebook ha admitido que compartió datos personales y privados de sus usuarios con 60 grandes compañías del sector tecnológico, según publica The New York Times (en inglés).

En ella, piden una compensación de al menos 200 euros por el uso indebido de los datos por parte de la red social como respuesta al escándalo de Cambridge Analytica.

Esta alianza se une a otras establecidas por Facebook con otras compañías como Apple, HTC y Samsung con el objetivo de que estas pudieran acceder directamente a datos de la plataforma para que sus clientes pudieran sincronizar sus contactos, acceder a su historial de mensajes o tareas parecidas a través de sus dispositivos. UU. como una amenaza a la seguridad nacional, y a otras tres empresas chinas (Lenovo, OPPO y TCL) un acceso especial a los datos de sus usuarios, informaron medios estadounidenses.

"Dado el interés del Congreso, queríamos dejar claro que toda la información de esas alianzas con Huawei fue almacenada en los dispositivos, no en los servidores de Huawei", explicó.

El último estalló en marzo con Cambridge Analytica, empresa que utilizó datos de Facebook para elaborar perfiles psicológicos de votantes que supuestamente vendieron, entre otros, a la campaña del ahora presidente, Donald Trump, durante las elecciones de 2016.

Las firmas de telecomunicaciones de China han enfrentado una mayor fiscalización de funcionarios de inteligencia de EE.

En febrero, el director del FBI, Chris Wray, le dijo al Comité de Inteligencia del Senado que el FBI estaba "profundamente preocupado" por los riesgos planteados por Huawei y ZTE, un fabricante de dispositivos chino en el que el Departamento de Comercio impuso una "denegación de privilegios de exportación" en abril. Y la información solo era accesible en los artefactos cuando el usuario decidía dar a conocer la información a sus amigos, aseguró.

Miembros del Congreso de Estados Unidos plantearon sus preocupaciones después de que el diario The New York Times reportó sobre la práctica el domingo, afirmando que se pudo acceder a la información de amigos de los usuarios sin su consentimiento explícito.

El anterior argumento puede justificar las polémicas entradas que Facebook ha permitido a compañías tecnológicas, a los datos de sus usuarios, para que con base en ello se logre crear nuevas apuestas, sin embargo, esto revela la pobre dimensión que se tiene del usuario y la concepción como un bien comercial, más no como un usuario.

  • Buena Jesus