Fiscalía imputa 12 agentes rusos por hackear campaña Clinton

El fiscal general adjunto de los Estados Unidos, Rod Rosenstein, anuncia acusaciones ade 12 oficiales de inteligencia rusos en la investigación especial de Robert Mueller sobre Rusia durante una conferencia de prensa en el Departamento de Justicia en Washington, EE.

Sin embargo, el documento de 29 páginas describe varios incidentes en los que los supuestos 'hackers' rusos, empleando los avatares de DCLeaks y Guccifer 2.0, estuvieron en contacto con estadounidenses.

El correo era falso y a partir de esa falla de seguridad, los que iniciaron el pirateo, se apoderaron de miles de correos electrónicos del partido que posteriormente fueron divulgados por el sitio web WikiLeaks.

Los acusados son miembros de la GRU, una agencia de inteligencia de la federación rusa dentro de la principal dirección de inteligencia del ejército ruso, que actuaba "en sus capacidades oficiales".

- Sergei Aleksandrovich Morgachev, teniente coronel de la Unidad 26165 que supervisó una sección de la misma presuntamente encargada de desarrollar programas maliciosos, incluida una herramienta de pirateo conocida como "X-Agent".

-Artem Andreyevich Malyshev fue el teniente que en 2016 estuvo supervisando el programa malicioso implantado en los ordenadores del DCCC y el DNC, según la denuncia.

- Pavel Vyascheslavovich Yershov es un oficial del mismo departamento, que supuestamente se encargó de probar y personalizar el X-Agent antes de su uso.

- Artem Andreyevich Malyshev, teniente que en 2016 estuvo supervisando el programa malicioso implantado en los ordenadores del DCCC y el DNC, de acuerdo al escrito judicial. Una unidad robaba información y la otra la difundía.

"Rusia, si estás escuchando", dijo Trump, "espero que encuentres los 30.000 emails que faltan".

La divulgación de dichos correos expuso las divisiones existentes al interior del partido Demócrata y los esfuerzos de su dirigencia para favorecer a la candidata Hillary Clinton en detrimento del senador Bernie Sanders. "Los imputados están acusados de conspirar para invadir computadoras, robar documentos y distribuir esos archivos con la intención de interferir en la elección" de 2016, detalló Rosenstein.

En la acusación formal se afirma que el 27 de julio fue la primera vez que la oficina de Clinton sufrió un ataque cibernético.

El anuncio se ha realizado tan solo tres días antes de que tenga lugar la reunión del presidente estadounidense Donald Trump con su homólogo ruso, Vladímir Putin.

Por este motivo, sostiene el líder demócrata, el mandatario estadounidense debe cancelar su reunión con Putin prevista para el lunes en Helsinki, hasta que Moscú "tome medidas comprobables y transparentes" de su compromiso de que no volverá a intentar inmiscuirse en las elecciones del país en un futuro.

  • Leon Brazil