Masacran a 292 cocodrilos tras muerte de un habitante en Indonesia

La víctima, de 48 años, cayó en una charca con cocodrilos el viernes mientras cortaba hierba para el ganado en el municipio de Sorong. Tras el sepelio del hombre el pasado sábado, sus vecinos enfurecidos atacaron la granja de reptiles con armas blancas, lo cual produjo la muerte de 292 cocodrilos. Fue en ese momento que uno de los cocodrilos lo mordió en una pierna, y luego de un fuerte golpe de la cola de un reptil, el hombre perdió la vida.

Un grupo de aldeanos mató a casi 300 cocodrilos en un criadero en la provincia de Papúa Occidental en represalia por la muerte de un hombre de la localidad, informaron el lunes las autoridades.

Tras el entierro de la víctima, miembros de la familia del fallecido y otros habitantes del barrio de Sorong, una ciudad portuaria de un poco más de 200.000 habitantes, se dirigieron a la policía para quejarse por el peligro que implica la presencia de este criadero tan cerca de una zona residencial.

Ante la respuesta de la policía que detalló que el dueño, Basar Manullang, indemnizaría a la familia, cientos de vecinos del barrio enfurecidos, irrumpieron en el recinto armados con cuchillos, machetes y palas.

Policías y miembros de la agencia de protección de animales intentaron intervenir, pero los atacantes eran demasiado numerosos para impedir la masacre. Según los medios locales, los vecinos empezaron a matar animales y terminaron asesinando a 292 ejemplares de cocodrilo de Nueva Guinea y cocodrilo de agua salada, las dos especies protegidas que se criaban en la granja.

  • Leon Brazil