Represión contra manifestantes opositores deja un muerto y varios heridos — Nicaragua

El fallecido fue identificado como Matt Romero, de 16 años, que murió como consecuencia "del fuego cruzado", informó la policía en una nota que atribuye su deceso a los manifestantes.

El ataque, según los organizadores, se produjo cuando la marcha avanzaba en el barrio popular Américas 3, norte de Managua, cuando simpatizantes del presidente Ortega, apoyados por parapolicías y paramilitares, atacaron a un grupo de civiles que marchaban por ese lugar. Brayan García, de 15 años fue uno de los que resultó heridos, tras estas olas de protestas. "Nos dispararon las turbas y los antimotines", denunció otro hombre que se refugió en la iglesia del barrio cuando empezaron los disparos.

Durante el trayecto también resultó herido en el brazo el periodista Winston Potosme, del canal privado 100% Noticias, mientras que una señora fue golpeada y otra herida en el pecho de gravedad en otro punto de la marcha. Horas después, la represión a una manifestación dejó un muerto y varios heridos.

Allí caminaban miles de personas en la marcha opositora convocada bajo el slogan "Somos la voz de nuestros presos políticos". Los manifestantes salieron este domingo a las calles a pesar de las amenazas del presidente Ortega de enjuiciar a aquellos que protesten en su contra y no se sumen a su llamado de reconciliación.

Managua, Nicaragua 24, Septiembre, 2018 5:03 p.m.

Como "nos hostigaron, nosotros decidimos cambiar de ruta para evitar una confrontación", contó a la AFP una mujer que acudió a la protesta con una sombrilla para protegerse del sol.

Un grupo de manifestantes, que se desprendió de la marcha, intentó burlar el cordón policial para seguir la marcha por el rumbo inicialmente previsto y fueron repelidos por agentes antidisturbios con bombas lacrimógenas, antes de ser dispersada por los disparos.

Ortega reconoció que la economía nicaragüense se encuentra "seriamente herida" y responsabilizó del mismo a "los golpistas", término que el Ejecutivo utiliza a los que se manifiestan contra el Gobierno.

La oposición acusa a Ortega, en el poder desde el 2007, de instaurar una dictadura junto con su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, marcada por la corrupción.

Los manifestantes exigen se adelanten las elecciones presidenciales, pero Ortega les respondió el sábado que deberán esperar hasta la finalización de su periodo como mandatario en 2021.

  • Leon Brazil