Amnistía Internacional denuncia violaciones graves de derechos humanos — Nicaragua

La OEA mañana celebra una reunión de su Consejo Permanente, en la que representantes de la CIDH darán información sobre los últimos acontecimientos en Nicaragua.

En tanto el Banco Mundial señalaba un crecimiento de 4.7% y 4.5% en 2016 y 2017 respectivamente y se proyectaba para el 2018 un crecimiento económico de 4.4%, ubicándola en el segundo lugar entre los países de Centroamérica, con un portafolio muy favorable para la inversión extranjera y el desarrollo del comercio. El embajador de Chile ante la OEA, Hernán Salinas, presentó el último informe del Grupo que concluye: "si bien se ha contenido la represión violenta de los meses de verano, prevalece un clima de miedo" en Nicaragua debido a que "los informes de detención y victimización están en aumento, al igual que los actos continuos de represión e intimidación".

Todo lo anterior sin contar con los grandes logros en los otros campos como el de la seguridad ciudadana y las estrategias de muro de contención en contra de la narcoactividad y el crimen organizado transnacional entre muchos otros logros.

El Gobierno de Nicaragua ha sido señalado, además de las muertes, de ejecuciones extrajudiciales, torturas, obstrucción a la atención médica, detenciones arbitrarias, secuestros y violencia sexual, entre otras violaciones a los derechos humanos.

Desde el estallido de las protestas el 18 de abril, la Comisión ha contabilizado 325 fallecidos y 300 detenidos, mientras que 200 trabajadores sanitarios fueron despedidos por ayudar a manifestantes heridos y 400 estudiantes fueron expulsados de las universidades públicas por su participación en las movilizaciones. Por el contrario alientan la persistencia de un ambiente de esta naturaleza, que justifique el millonario financiamiento que reciben de Estados Unidos, convirtiéndose la desestabilización de Nicaragua en un jugoso negocio.

El representante alterno de Nicaragua, Luis Ezequiel Alvarado, denunció que la CIDH "se ha prestado a ser instrumentada como un arma del golpismo".

Hacemos un respetuoso llamado a los estados miembros de esta organización a desasociarse de las acciones desestabilizadoras y golpistas que promueven los sectores ultraderechistas de los Estados Unidos en contra de nuestro país, y les exhortamos respetuosamente a que cesen sus acciones injerencistas y hostiles en contra de Nicaragua, país que sostiene relaciones normales con todos ustedes.

La "Operación Limpieza" es cuando en Nicaragua se registró la mayor cantidad de muertos, ante los diferentes ataques que sufrieron ciudadanos que mantenían barricadas o tranques en diferentes partes de la ciudad que permanecían en manos de manifestantes exigiendo la renuncia del mandatario Daniel Ortega.

Invitamos de manera fraterna a todos los hermanos nicaragüenses a que trabajemos juntos por la paz, la reconciliación, la hermandad y solidaridad que nos ha caracterizado como nación.

  • Leon Brazil