Contabilizan mil 763 muertos y cinco mil desaparecidos en Indonesia

Usuarios de las redes sociales han compartido nuevas imágenes del devastador tsunami que golpeó la ciudad costera de Palu, en la isla de Célebes (Indonesia), el pasado 28 de septiembre.

Sugeng Pribadi, subdirector del Departamento de Gestión de Terremotos de la Agencia Meteorológica, Climatológica y Geofísica, explicó este miércoles que el potente tsunami de hace 12 días tuvo al menos tres olas de unos 11.3 metros de altura.

Palu, la capital de Célebes Central y con una población de unas 350 mil personas antes de la catástrofe, es la zona más golpeada por el desastre.

Instantes después de que los pobladores logran huir del lugar, el agua invade con fuerza el lugar donde se encontraban.

La agencia de manejo de desastres de Indonesia dijo que el número de fallecidos había ascendido a mil 763, la mayoría en Palu, pero muchos más permanecían enterrados en varias zonas que quedaron devastadas cuando el terremoto del 28 de septiembre provocó que la tierra se fluidificara, enterrando casas completas en el lodo, con sus ocupantes en el interior.

La mayoría de los cerca de dos mil muertos que hasta ahora se han contabilizado por la tragedia eran de Palu, aunque las autoridades estiman más de cinco mil personas que siguen desaparecidas podrían haber perecido por deslaves o la licuefacción del suelo.

La licuefacción del suelo, un proceso geológico en que la estructura misma de un terreno colapsa es poco conocida por locales en la isla de Célebes, de acuerdo a medios locales, llamándolo "tsunami de tierra".

Indonesia, hogar de 260 millones de personas, es una de las naciones más propensas a los desastres del mundo, ya que en llamado "Anillo de Fuego" del Pacífico, donde chocan las placas tectónicas, provocando actividad sísmica y volcánica frecuente.

El desastre natural en Célebes es el peor ocurrido en Indonesia después del tsunami que barrió la provincia de Aceh, en el oeste del archipiélago, en 2004, cuando murieron 167 mil personas.

  • Leon Brazil