FMI bajó las expectativas de crecimiento para Uruguay: 2% en 2018

En la parte en la que se refiere a la Argentina, el documento dice que "después de haber crecido un 2,9% en 2017, se espera que Argentina contraiga su PBI un 2,6% en 2018, una fuerte revisión a la baja comparada con los pronósticos de nuestro informe mundial de abril de 2018 (calculaban un crecimiento del 2%)".

Ambas cifras son, conjuntamente con Argentina y Uruguay, las que más se redujeron de los pronósticos inciales para el período bianual.

GettyImagesElorganismo anticipa una inflación en Venezuela de 10.000.000% para 2019.

"Nuestra reevaluación es más drástica para los mercados emergentes en su conjunto, donde vemos que hay un decaimiento del crecimiento en América Latina (especialmente en Argentina, Brasil y en México)", dijo el Fondo en su informe. El desempleo, en tanto, se ubicará en 34% y 38% respectivamente para el 2018 y 2019.

"La probabilidad de nuevos golpes negativos a nuestros pronósticos de crecimiento aumentó", informó Maurice Obstfeld, economista en jefe del organismo financiero, durante la presentación del informe "Perspectivas de la Economía Mundial" en Indonesia.

El FMI dejó sin cambios las previsiones de crecimiento para 2018 de los dos países: un 2.9% para Estados Unidos y un 6.6% para China. "En lugar de aumentar, el crecimiento se ha estancado en el 3,7%", ha reconocido.

En este sentido, el debilitamiento de las proyecciones de crecimiento refleja un incremento de la incertidumbre acerca de las políticas aplicadas en el último año, incluyendo la incertidumbre sobre el comercio a raíz de las medidas de EEUU y la respuesta de sus socios comerciales, además del riesgo que representa un potencial fracaso de las negociaciones sobre el 'Brexit', junto al endurecimiento de las condiciones financieras para las economías emergentes ante la subida progresiva de los tipos de interés en EEUU y el final del programa de compra de activos del Banco Central Europeo (BCE).

El FMI alertó que si bien Estados Unidos tendrá un mayor ímpetu vigoroso en 2018 por el estímulo fiscal, revisó a la baja su estimado para 2019 a 2.5% debido a las medidas comerciales anunciadas hace poco, como los aranceles a importaciones de China por 200 mil millones de dólares.

El pronóstico para Brasil bajó 0,4 puntos porcentuales a un crecimiento de un 1,4 por ciento para 2018, ya que una huelga de camioneros en todo el país paralizó gran parte de la economía. Para 2019 llegará al 3 %.

La economía paraguaya mantendrá su ritmo de crecimiento el próximo año, cuando el organismo estima que aumente un 4,2%, una décima por encima de lo previsto en abril, y continuará con dicha tendencia hasta 2023, un 4,1%, al igual que el continente, que crecerá un 2,2% en 2019 y un 2,9% en 2023.

  • Leon Brazil