Medias Rojas impone su ley en el Bronx

Estos enfrentarán ahora a los Astros de Houston en la final de la Liga Americana de las Grandes Ligas. Casi arrebatan el juego los Yanquis en un impulso de última hora frente a un Kimbrel extrañamente aturdido y naturalmente vacilante, sostenido temerariamente por el manager Alex Cora con las bases llenas y la posibilidad de perder el botín.

Falló Gleyber Torres y las esperanzas yanquis terminaron de desvanecerse en este 2018.

Ninguna señal de poder.

En la tercera entrada Núñez pegó sencillo a lo profundo del jardín izquierdo y empujó a la contadora al segunda base Ian Kinsler para poner en la pizarra números de 3-0 contra el abridor zurdo Sabathia. "Y luego el bullpen hizo un excelente trabajo al final, aunque Craig no fue el habitual Craig Kimbrel, pero tuvo tres outs y cerró el juego", agregó.

Boston venció a Nueva York por séptima vez sus últimos ocho partidos de postemporada y ganó 3-1 el playoff al mejor de cinco encuentros.

Por los Medias Rojas, el dominicano Eduardo Núñez se fue de 4-2, incluyendo un doble y remolcó una vuelta.

PG: Rick Porcello (1-0).

Boone, el manager yanqui, retiró a Sabathia de las brasas, y los Medias Rojas agredieron rápidamente al relevista Zach Britton, pendiente de ser útil, con un jonrón del receptor boricua Christian Vásquez a las tribunas de la derecha.

Los Yanquis se quitaron el dominio que Rick Porcello había establecido en las primeras cuatro entradad, cuando en la baja de la quinta se combinaron doblete de Gary Sánchez, sencillo de Gleyber Torres y elevado de sacrificio de Brett Gardner.

Por supuesto que no era fácil sujetar el impulso ofensivo de los Medias Rojas, capaces de producir 16 carreras la noche anterior, pero se confiaba en que el pitcheo multi-brazos, respondería a la exigencia del momento.

El drama vino en el noveno rollo, cuando Kimbrel cedió dos bases por bolas, un hit y dos carreras para que los locales se colocaran a una carrera de la igualada.

  • Ricardo Clara