Nuevo accidente en un avión de Lion Air en Indonesia

El Boeing 737 Max 8 es uno de los modelos más modernos y vendidos del fabricante, siendo adquirido por aerolíneas de economías emergentes como India e Indonesia.

Además, la NTSC cree que la aeronave siniestrada operó con fallas en sus indicadores de velocidad aérea en sus últimos cuatro vuelos.

El director del Comité Nacional de Seguridad en el Transporte (KNKT), Soerjanto Tjahjono, indicó que los sensores del Boeing 737 Max 8 que calculan el ángulo de ataque registraron una diferencia de 20 grados entre los dos lados del avión durante el vuelo previo al accidente entre Denpasar y Yakarta.

La advertencia se basa en los hallazgos preliminares del accidente con un avión de pasajeros de Lion Air, puntualizó la persona.

El vuelo tuvo que ser cancelado y los pasajeros tuvieron que ser transferidos a un avión diferente.

Los datos permiten que el piloto automático de la aeronave determine si el avión está a punto de entrar a modo de parada, una condición crítica que puede llevar a la pérdida total del control de una aeronave.

El avión del vuelo JT610 se precipitó contra el mar a los 13 minutos de despegar de Yakarta con destino a una isla vecina y poco después de que el piloto solicitase regresar al aeropuerto de la capital. En algunas circunstancias, como cuando los pilotos vuelan manualmente, los Max intentarán bajar automáticamente la nariz del avión si detectan que es posible un bloqueo aerodinámico, apuntó.

La FAA dijo que "tomaría más medidas apropiadas dependiendo de los resultados de la investigación".

La información, dada a conocer por la agencia Bloomberg -que cita una fuente interna de la compañía-, señala que tras el incidente en el que murieron 189 personas a finales de octubre, Boeing quiere alertar sobre determinadas lecturas erróneas que se producen en el sistema de control mientras este tipo de aeronaves está en vuelo, para que los pilotos estén al tanto de la situación y puedan aplicar el procedimiento necesario para evitar que se repitan situaciones como las del avión de Lio Air.

Las acciones de la FAA las seguirán todos los demás reguladores de seguridad de todo el mundo como una cuestión de rutina.

369.48 cotización de los títulos de la firma al cierre de ayer en los mercados; se recuperó 1 por ciento desde la noticia del avionazo en Asia.

  • Leon Brazil