Trump amenaza con 'guerra' al nuevo Congreso si lo investigan

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se encamina a enfrentar mayores restricciones en su gobierno después de que los demócratas lograron ganar el control de la Cámara de Representantes y prometieron un riguroso escrutinio a los republicanos tras dos años tumultuosos en la Casa Blanca.

Los demócratas finalmente consiguieron los 23 escaños necesarios para recuperar una mayoría en la Cámara de Representantes que los republicanos ostentaban desde 2011, según proyectaban este martes las principales cadenas de noticias, aunque faltaban todavía establecerse las bancas exactas. En el Senado, por el contrario, el mapa era mucho menos favorable para los progresistas, porque tenían que defender más asientos que los republicanos, y en estados especialmente conservadores. ¡Gracias a todos!". Horas más tarde, el mandatario escribió: " ¡Ahora podemos volver al trabajo y hacer cosas! Aun así el presidente celebró los avances a nivel del Senado, y dijo que los candidatos que perdieron fue porque se distanciaron de él: "Los que se aliaron conmigo en estas increíbles Elecciones de Mitad de Período, aferrándose a ciertas políticas y principios, tuvieron excelente desempeño".

Luego se anunció que más tarde el miércoles el presidente ofrecería una conferencia de prensa.

Ahora los demócratas podrán no sólo bloquear iniciativas del mandatario sino también investigar sus finanzas y ahondar en la presunta colusión entre su equipo de campaña y Rusia en 2016, aumentando la posibilidad de que se inicie un proceso de destitución en su contra, aunque con escasas posibilidades de éxito.

La declaración de Trump llegó después de que la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, hubiese asegurado que los resultados de los comicios de mitad de mandato habían deparado "una buena noche" para Trump.

"Quizás haya una ola, pero no creo que haya una oleada azul", dijo a reporteros, resaltando algunas victorias republicanas tempranas.

Aunque los demócratas tienen una larga lista de prioridades legislativas, como el cuidado de salud o inversiones en la infraestructura, no está claro que éstas tengan cabida con los republicanos en el Senado, o que Trump quiera promulgarlas para darles victorias políticas.

Trump y sus correligionarios republicanos extendieron su mayoría en el Senado en las elecciones de medio término del martes, después de una campaña divisiva que estuvo marcada por los enfrentamientos sobre temas raciales y de inmigración. Y solo en dos ocasiones en los últimos 80 años, el partido del presidente logró nuevos escaños en la Cámara en estos comicios.

Trump pasó la noche electoral siguiendo los resultados con su familia y amigos en la Casa Blanca. Casi el 40% de los electores votaron y mostraron su oposición al presidente, según AP VoteCast, una encuesta a nivel nacional, mientras que alrededor de un 25% señaló que votó para mostrar su apoyo al exmagnate.

  • Leon Brazil