Evo Morales busca reelección para un cuarto mandato en Bolivia

El martes por la noche, de forma sorpresiva, el Tribunal Supremo Electoral (TSE) revalidó el fallo constitucional y habilitó al binomio presidencial Evo Morales-Álvaro García Linera para participar en las elecciones primarias y generales del próximo año.

Protestas callejeras y marchas se realizan para rechazar esa decisión y se convocó a un paro en las principales ciudades en contra de la participación de Morales contra siete frentes opositores. Samuel Doria Medina, líder de Unidad Nacional (UN), el partido opositor más importante, aseguró que la decisión de la Justicia electoral es un funesto precedente. El principal candidato opositor, Carlos Mesa, calificó la medida como "una herida de muerte a la democracia".

El tribunal "le ha dado un golpe de muerte a nuestra democracia, habilitando como candidato al dueño de todos los poderes, Evo Morales", sentenció Mesa.

El oficialismo desestimó el año pasado el resultado del referéndum de 2016 que le negó a Morales la posibilidad de una cuarta postulación, alegando que se logró bajo engaños por una trama sobre la existencia de un hijo del presidente, que luego no se pudo comprobar.

Morales logró finalmente a fines de 2017 que el Tribunal Constitucional autorizara la candidatura del mandatario para un nuevo período, entre 2020 y 2025, arguyendo que era su derecho humano hacerlo pese a que en 2009 aprobó una constitución que prohíbe la relección continua más de una vez.

El anuncio se efectuó en las oficinas de la antigua Corte Nacional Electoral en La Paz, mientras la sede central del tribunal permanece cercada por grupos contrarios a una posible reelección de Morales, citaron medios locales y la agencia de noticias EFE. Un frente que apoya la postulación del empresario Óscar Ortiz llamó este martes a "luchar por el respeto a la Constitución y al voto del 21F (21 de febrero del 2016), que rechazó una nueva postulación del mandatario".

El presidente Evo Morales por el momento no se ha pronunciado acerca de la habilitación de su candidatura. Agrupados en colectivos ciudadanos, junto a partidos de oposición, los manifestantes pretenden evitar la candidatura de Morales, en el poder desde 2006.

  • Leon Brazil