ONU: 65.000 personas afrontan una catástrofe por hambre en Yemen

El conflicto en Yemen ha provocado la "peor crisis humanitaria en el mundo" en la actualidad, según la ONU.

Estas negociaciones, auspiciadas por Naciones Unidas, empezaron con un llamado del mediador de la organización a aprovechar esta "oportunidad única" para encaminar hacia la paz a este país devastado por cuatro años de guerra que dejaron más de 10.000 muertos y llevaron a 14 millones de personas al borde de la hambruna.

La delegación del Gobierno de Yemen aterrizó en el Aeropuerto Arlanda de Estocolmo el miércoles por la tarde, mientras que la delegación de los rebeldes hutíes, junto con el enviado especial Griffiths, llegó a Suecia el martes por la noche, informó la televisión sueca SVT.

El conflicto del Yemen comenzó cuando los hutíes, que cuentan con el respaldo de Irán, se hicieron con el control de Saná, y el conflicto se generalizó en marzo de 2015 con la intervención de la coalición árabe liderada por Arabia Saudí, a la que suministran armas Estados Unidos y otros países occidentales.

Antes de partir rumbo a Suecia, ambos bandos expresaron sus esperanzas moderadas.

Los rebeldes hutíes chiitas 'no escatimarán ningún esfuerzo para hacer que vayan bien las negociaciones destinadas a restablecer la paz', aseguró Mohamed Abdelsalam, quien dirige la delegación rebelde, integrada por 12 miembros.

La delegación gubernamental yemení, de 12 miembros, está encabezada por el ministro de Relaciones Exteriores Jaled al Yemani, precisó esta fuente.

En la mesa de negociaciones deben figurar sobre todo la reapertura del aeropuerto internacional de Saná, el registro de las zonas minadas por los rebeldes, un alto el fuego y la apertura de corredores humanitarios.

Una ronda previa, celebrada en septiembre, terminó con el rechazo de los negociadores hutíes de viajar a Ginebra si no obtenían la garantía de su viaje de regreso a Saná y la evacuación de los rebeldes heridos a Omán.

Una de las medidas que favorecieron estos encuentros es la firma de un acuerdo entre el gobierno del presidente Hadi, y los rebeldes, para el intercambio de centenares de prisioneros.

Unas negociaciones en Kuwait en 2016 fracasaron tras 108 días de transacciones.

"El conflicto sigue siendo el principal motor de la inseguridad alimentaria".

  • Leon Brazil