La soberanía de Venezuela no es negociable — Padrino López

Rodríguez, afirmó que los buques, contratados por Exxon Mobil, una trasnacional de EE.UU, "se encontraban en aguas jurisdiccionales de Venezuela sin permiso alguno, por lo que esto es un hecho gravísimo", al tiempo que reiteró que Venezuela ha venido defendiendo sus derechos sobre el Esequibo.

Caracas, 7 ene (PL) El ministro de Defensa Vladímir Padrino repudió hoy la conducta de la dirigencia política de la derecha nacional, plegada a las pretensiones injerencistas de sectores extranjeros que pretenden desconocer los derechos soberanos de Venezuela en la Guayana Esequiba.

Desde el Palacio de Miraflores la vicepresidenta mostró evidencias que implican a buques entrando a territorio venezolano. "Estas pruebas serán consignadas a las Naciones Unidas por esta insólita provocación por el Gobierno de Guyana (...) solo especificaron que el Gob.de Guyana fue quien los autorizó".

Por su parte, aclaró que estas pruebas demuestran las mentiras que han emitido.

"Los buques reconocieron que invadieron nuestro territorio".

"En todo caso, dichos gobiernos fueron tomados en su buena fe puesto que la intercepción de los buques de prospección petrolera se realizó en aguas de indudable soberanía de Venezuela, y no como argumenta Guyana", insistió el Parlamento en el documento.

Rodríguez además denunció que la empresa Exxon Mobile habría intentado pagar una suma de 20 millones de dólares al Gobierno de Granger para demandar a Venezuela ante la Corte Internacional de Justicia.

Mediante este incidente Delcy Rodríguez manifestó que estos actos se deben a una "provocación sin precedentes del Gobierno de Guyana, promovido y provocado por la ExxonMobil, una trasnacional de los Estados Unidos".

La vicepresidenta alegó, que los que están implicados en esta tragedia "son unos apátridas que venden y regalan al país".

En su sesión de este martes, fue aprobado un acuerdo en el cual se expresa que el vecino país, contraviene el espíritu y letra del Acuerdo de Ginebra de 1966 y buscando aprovechar con premeditación y alevosía, la transitoria debilidad de Venezuela, dada la actual crisis política y humanitaria que atraviesa, con el propósito de disponer unilateralmente el arreglo judicial y su tesis marítima maximalista.

Estados Unidos anunció sanciones contra siete personas y 23 entidades de Venezuela como parte de su empeño por destruir el proceso revolucionario en ese país sudamericano.

  • Leon Brazil